La gratitud es la oración más poderosa de todas

ricardo-williams.jpgEs la expresión de un hombre que goza de una relación intima con su fe y espiritualidad, este es el caso de Ricardo Williams de 45 años y que es considerado uno de los pocos artistas ecuatorianos que en su búsqueda de lo mas sensible del ser humano, nos pone en contacto con lo mejor de nuestro yo interno.

Tengo una necesidad de trascender como ser humano y encontrar el sentido de mi vida”, manifiesta Ricardo, la música le ha permitido a través de la inteligencia emocional y lúdica de los niños, promover y fortalecer valores que giran en torno a la conservación y el cuidado de la naturaleza y de nuestro medio ambiente.

Ricardo Williams, comenzó su carrera siendo cantautor con una carrera de 16 años, en la actualidad le canta al mejor público: los niños.

angel.JPG

Ángel de mi Guarda, su primera producción infantil, dirigida a la música prenatal y natal, intentando ayudar en la formación humana, física, mental y espiritual de los recién nacidos, en sus letras no solo encontramos mensajes de amor y apoyo para la mujer durante su embarazo, son verdaderos poemas que nos obsequian la reflexión y el desarrollo de la afectividad de los padres y el bebé.

Nubes de Algodón, producción privada para Huggies, canciones como: La Luz de Nuestro Hogar, Nubes de Algodòn, Abrazàndonos, Cuenta hasta 3, La canciòn del Jajajà

Canciones Comelonas, para la hora de comer: Dulce anìs, Sana, sana, sana, Super hèroe,El avioncito de mamà, y otras

Rezo, canciones que enseñan a rezar al niño y recordar a los padres oraciones tradicionales.
“Es el que más profundidad, respeto y amor tiene, porque está dedicado a Dios”.
Verde Manzana, recopilación de lo mejor de las canciones para niños.

libro-de-rw.jpg

Ricardo, recuerda que desde muy joven siempre deseó ser escritor y su más actual realidad es su libro titulado “Ángel de mi guarda” que publicó con el sello editorial del grupo Santillana.
Para escribir la historia de su libro, se inspiró en la que él considera la oración más universal entre los niños, que generalmente todos la aprenden en la infancia, “Quise escribirle a este ser mágico que cuida de nosotros y pedirle más cosas, profundas y a la vez sencillas”
En la obra, de 24 páginas, pueden leerse frases como: “Que mis ojos vean en todo la belleza, que mi alma encuentre la luz de tu presencia”.

Ricardo dice: “Creo que la gratitud es la oración más poderosa de todas y más que pedir cosas hay que dar gracias por lo que tenemos”

Próximamente tendremos una nueva propuesta de este gran escritor a mi criterio, que toco mi vida y la de mi hija con sus hermosas letras y que en muchas ocasiones experimente el deseo de llorar.

A continuación comparto con ustedes un pedacito de la letra de una de sus canciones del disco Rezo.

Haz de mi

Señor, haz de mi, un instrumento de tu paz:

Que donde haya odio ponga amor,

Donde haya ofensa perdòn,

Donde haya discordia armonìa, ponga yo,

Que donde haya error ponga verdad,

Donde haya duda la fè,

Donde haya desesperaciòn

esperanza ponga yo.